RECOMENDACIONES

LAS TRES FUERZAS NATURALES

RECOMENDACIONES

En un plano manifestado físicamente, un Ser superior omnisciente, de luz y amor, se ubicaba frente a tres puntos de energía.

Estaban ya presentes los cuatro elementos en el entorno.

Esa fuerza magnánima, transformó el destello rojo en un ser viviente: un León, de senda presencia del que una castaña melena ondeaba con el  vívido sonido del viento.

De manera apacible, la fiera observaba a su creador y con profundo bostezo seguido de un gruñido, daba sus primeros halos de respiro.

La dirección del Superior, giró a un costado del león hacia un resplandor verde...

Reflejos en sentido ascendente, brotaban del fértil suelo, tornándose una materia tangible en color verde y creciente. Seguido, nacían las hojas, siendo espigadas y tomando un rojo vivo. Una Flor de Lis se imponía ante él. 

La nueva gestación, era grande, vistosa... pese a que su tallo delgado, era tremendamente fuerte para sostener lo que se coronaba sobre el follaje verde. La luz del sol daba sus primeros nutrientes a ésta, al tiempo que una mariposa blanca se posaba en ella.

La Presencia, de manera sutil giraba de nuevo la dirección. A ras de la tierra y a su trayectoria, nacía el agua, donde ligeros sonidos emitidos del líquido al correr, abrían su cauce pasando a un costado de la flor. 

Así, unas ondas de fondo blanco, se tornaban en azul, rojo, violeta, amarillo, verde, naranja...

Lo que emergió de ello, era visible, intermitente, lo que el entendimiento humano conoce como el primer Punto de Origen. Asimismo, la omnipresencia manifestó su luz en un cuerpo humano: inhaló, y a través de sus labios... espiró.

El león se puso de pie, la flor de lis creció y la materia tomó forma de un cuarzo transparente que cambiaba sus tonalidades.


Se dirigió al León:

"Tu fortaleza será ejemplo de lo que es y será en esta vida; tus batallas las enfrentarás para salir victorioso. Por lo que tu presencia para muchos,  les librará de sus miedos. Algunos querrán truncar tu misión; aún así, subirás a la roca más alta mirando al horizonte".

Un gruñido estruendoso siguió después del decreto.

Después:

"Eres la Naturaleza, sintiente, el equilibrio, no importa cuan agreste sea tu entorno, porque siempre florecerás. Una de tus virtudes será la lealtad y en un tiempo, te llevarán consigo por simbolizar un acto que muchos buscarán desarrollar".

De los cuatro pétalos uno de ellos se enroscó casi a ras del botón mientras que los restantes, formaban una especie de tres caminos: el de en medio, enteramente recto y los extremos, ligeramente inclinados y enroscados.

Seguía con la tercera Creación:

"Tus bondades serán descubiertas a través de la intuición de quienes vayan por el sendero. Además de ser la representación de todo lo que ya es, tendrás formas de mineral, de piedra rugosa, de un diamante y de un cuarzo. Te doy potestad que cada tono que tengas, sea para sanar, ser abundante, proveer... porque serás uno y todo, permanente, fragmentado y un canal transmutador".

Del ahora Cuarzo, se desprendieron varias formas y tamaños, diversas texturas que llenaban el espacio.

Las tres fuerzas, a su manera mostraron su gratitud.

La Gran Energía, ya no tenía la forma con el rostro, era un destello de luz, sin tiempo ni proceso de una transformación o cambio, quedó en un círculo dorado.

Una voz se escuchó sin saber de dónde provenía, pero era audible, suave...

"Hecho está..."

Alya Álamo Allo Bruma

Acompañándote siempre, manifiesta tu presencia, seguridad y siendo libre de temores. Su diseño atemporal, permite que en cualquier lugar lo lleves contigo; sabiéndote que lo que manifiestas desde tu interior, es lo que tú entorno conoce de ti : tu poder intuitivo.

Lyra, color Blocking

En nuestra infancia, muchos quisimos pertenecer al grupo de los Boys Scouts. Qué maravilloso saber durante las expediciones a esa edad, que el símbolo representativo de dicho grupo, es el emblema de la Flor de Lis. Tres virtudes maravillosas: Lealtad, Hogar y Dios patria. 

Hoy en día, al ver de manera natural esa flor o plasmada en una imagen, entiendo que tres de los cuatro pétalos, representan una brújula; siendo el pétalo de en medio quien nos guía en toda nuestra trayectoria de vida. El conjunto de ellos (pétalos) es la hermandad que de manera heráldica se representa con un ligero atado en la base. Mientras que el todo de esta flor, es la tercer virtud:  cada uno de acuerdo a nuestro sentido de interpretación.

Identifícate con este accesorio: su textura es maravillosa al tocarla, los tonos que ofrece, transmiten seguridad y un cálido estado de ánimo.

La forma del diseño es... ¡Compruébalo tú misma!

Altair Dogón Verde

Propóntelo y lo lograrás. De manera instintiva, nos guiamos por esa voz interna para tomar decisiones correctas. Altair es como ese susurro, pequeño pero claro y preciso. Llevando lo más importante y significativo; haz de este accesorio, tu espacio correcto para llevar el cuarzo (o más de uno) que en ese momento estés vibrando de acuerdo a su color y virtud. 

Conexión con lo divino, Percepción, Comunicación, Amor, Emociones, Sexualidad y tú Ser... todos y cada uno de tus centros energéticos reforzándose con los amuletos para tu crecimiento y evolución espiritual. La intención: amar y compartir el elemento más puro que se nos ha otorgado.

Somos amor, somos luz, somos uno y el Todo.

Hecho está...

Julián Malagón Ramírez
Corrector de estilo

 

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.